Alimentación en el Camino de Santiago

Al convertirnos en peregrinos nos damos cuenta que a nuestro cuerpo hay que cuidarlo tanto o más que cualquier otra cosa, siendo lo más indispensable la hidratación y alimento para mantener estables los niveles y bienestar, mientras se recorre las largas jornadas de caminata durante tantos días. Para poder lograr llegar a la meta, será necesario un cambio sutil en los hábitos alimenticios, sin elevar considerablemente el consumo de calorías; evitando a toda cosa el cansancio, desfallecimiento y agotamiento, en plena ruta del camino.

Durante el recorrido ten un buen ritmo sin sobre esfuerzos, disfruta de los paisajes y su belleza… es la manera más saludable tanto física como mentalmente para realizar la peregrinación, haciendo pausas necesarias y manteniendo una dieta sana que te permitan aprovechar cada porción de energía que te generan los alimentos.

Pulpo en Melide

El Camino de Santiago no es una carrera, por lo que es mucho mejor realizar varias paradas para descansar que solo una parada muy larga. Es habitual que una de las paradas sea para comer un poco antes de continuar, es recomendable consumir frutas, alimentos ricos en vitaminas y si, una porción de azúcar extra.

En ruta podrás conseguir numerosas tiendas de comestibles, fruterías, restaurantes, mesones y bares, donde puedes comprar botanas para el camino, comer un apetitoso plato sin problemas y que te permitirá mantener una dieta ideal como peregrino. El Camino Francés, es una ruta muy comercial y recorrida anualmente por miles de peregrinos, aumentando así la aparición de cantidad de establecimientos de alimentos y bebidas durante toda la ruta jacobea.

La mayoría de los restaurantes, mesones y bares, que encontrarás en el camino, ofrecen un menú especial para peregrinos, llamado “menú del peregrino”; siendo un menú completo y con un precio inferior al menú habitual, para que sea atractivo a cualquiera que hace el camino. Para disfrutar del menú, en muchos establecimientos deberás presentar la Credencial del Peregrino.

Hay lugares muy pintorescos y de tradición jacobea, que ofrece un servicio especial al peregrino como un vaso de vino o una porción de algún producto local, con la intención de que se lleve un souvenir.

El equilibrio en la alimentación te dará la energía necesaria para completar cada etapa, sin tener que complementar la misma con algún suplemento extra. En las épocas más calurosas se recomienda el consumo oportuno de bebidas isotónicas, con sales minerales, cafeína, taurina o teína, para que el organismo sea estimulado y continuar hasta el final de la etapa.

 

The Santiago Way

Tu aliado en el camino, te ofrece un servicio especial para que no lleves pesos extras y disfrutes el Camino de Santiago al máximo y cómodamente. Sólo tendrás que llevar en una pequeña mochila lo necesario para superar la etapa, como una botella con agua y botanas o frutas, mientras nosotros nos encargamos de transportar tu equipaje y llevarlo hasta el alojamiento en la siguiente etapa.

¡Anímate! El Camino te espera…

Formulario de Contacto