¿Cuál es la etapa más difícil del Camino de Santiago?

Muchas de las etapas de las diferentes rutas jacobeas tienen su dificultad, unas más que otras por supuesto, pero entre tantas etapas resalta dentro del Camino Francés, una cuyo nombre nos deja mucho a la imaginación, la llamada etapa “rompepiernas”.

Es la etapa 29, siendo el paso entre Palas de Rey y Arzúa. La cual implica una gran cantidad de desniveles, pendientes muy inclinadas que hasta los más experimentados sienten agotamiento y recomiendan incluso, dividir la etapa de casi 30 km, para superar la etapa pese al esfuerzo que amerita.

En las zonas intermedias de la etapa, se encuentran diferentes tipos de alojamientos, donde poder descansar si tomas la decisión de hacer una para intermedia. Puedes planificar tu itinerario como creas que sea lo mejor para ti y tu tranquilidad.

Las características del terreno son propios de su ubicación, y por tanto es un tramo bastante exigente. En su mayoría la ruta cuenta con caminos en condiciones muy buenas, reconstruidos y acondicionados para el paso de peregrinos y algunos otros donde hay que tener mucha precaución.

Los paisajes son una belleza, A Coruña en todo su esplendor. Al finalizar el tramo no solo tendrás piernas mas fuertes y mayor resistencia, también disfrutarás de hermosas vistas, tradiciones muy especiales, la mejor gastronomía de Galicia, donde su principal protagonista son los quesos con sello de Arzúa y su gente, siempre con una sonrisa en sus rostros y una amabilidad indiscutible. Esta etapa tiene mucho que ofrecer, sin temerle mucho a su denominación.

Si quieres conocer más sobre los pueblos del Camino, continúa leyendo: “Sahagún, una joya en pleno corazón del Camino Francés”.

The Santiago Way

Planificamos y gestionamos todo lo que necesitas para tu Camino de Santiago, anímate y ponte en contacto con nosotros. Somos apasionados por el Camino, su belleza y hospitalidad.

Formulario de Contacto